jump to navigation

Cómo paliar el dolor julio 25, 2010

Posted by Malena Ferrini in Autoayuda.
Tags:
trackback

Duele partir, duelen los tatuajes, duele la distancia. Duele quebrarse, duele el desamor, duele caerse. Duele toser tanto, duele pagar mucho. Duele la desesperanza, duele la garúa y duelen los hombres que no fueron the one.

Duele el stress en contracturas, duelen los tacos aguja y las operaciones de nariz. Duelen los abrazos vacíos, los silencios que no se eligen. Duelen los libros agotados y duelen los recuerdos revisitados.

Pero eso es lo normal. Ahí está el dolor y nos recuerda lo vivos que estamos. Sirve para crecer, para valorar, para madurar… quizás en un sentido oscuro el dolor sirva para contrastar lo hermoso que tiene la vida. Para ser la tónica en una existencia que de otra manera sería lúgubre o (peor) neutra.

Duele y no hay mucho que hacer al respecto; pero el contrapunto hace que todo valga la pena.

Anuncios

Comentarios»

1. Ana - julio 25, 2010

Lo malo es el dolor.
Lo bueno es saber que un día se va a pasar.

y recordarnos que si duele, es porque estamos vivos.

un beso

Malena Ferrini - julio 29, 2010

Hola Ana, muy cierto. Gracias y besos,

2. Cat - julio 25, 2010

Lo importante es no revolcarse en el dolor. Sufrirlo está bien, porque se aprende. Pero después hay que salir. Estancarse en el dolor no sirve de nada.

Malena Ferrini - julio 29, 2010

Hola Cat. no a la autocompasion! besos

3. o - julio 26, 2010

La vida tiene dolor y tiene alegrías. Pero es la vida!!! y siempre vale la pena vivirla!. Y hay que vivirla así, con dolor a veces y con alegrías, y sobre todo con la idea de que del dolor se sale, poco a poco, pero se sale.

Malena Ferrini - julio 29, 2010

Hola O. bienvenida. Sa sale, hay que darle tiempo nada mas!

4. Conta - julio 26, 2010

El dolor se va con algo alcohol, con juntada de amigos y con una persona nueva que después nos llevará nuevamente al alcohol y a juntarnos con amigos…

Besos!

Malena Ferrini - julio 29, 2010

Que no se vaya el dolor, que duela todo lo que tenga que doler y después sane. Anestesiarse tapa la herida, pero no la cura. Amigos que curen, no salidas compulsivas que anestesien. Besos conta.

5. Romina - julio 27, 2010

El dolor… duele (puf, a veces llego a conclusiones lucidísimas). Hay que sobrevivirlo. Es como estar en el medio del agua, sin hacer pie, y nadar hacia la orilla lejana (a veces, apenas hacia donde uno cree que está la orilla, porque no se la divisa), desesperado, sin poder dejar de patalear ni por un segundo. Hasta que finalmente uno recala en alguna costa, exhausto y maltrecho, y sabe que ha sobrevivido, aunque nunca será el mismo. Sobrevivir es bueno, al fin y al cabo es vivir, precisamente, pero te cambia. Del dolor no se sale indemne. Viene acompañado de daños, heridas y cicatrices. A veces uno sería capaz de cualquier cosa por evitarlo.

Pero el daño peor es el que uno se hace por miedo al dolor, miedo a sumergirse, a nadar, a meter un poco el dedo gordo en el agua. Es un daño indoloro como los callos, que de tanto hacer lo mismo una y otra vez de la misma forma te encontrás perplejo un buen día: una dureza que se gestó sin que uno sepa bien ni cómo ni cuándo, y no se termina de entender cómo apareció algo tan seco y desagradable de la repetición de lo confortable.

Hay que atreverse al dolor. Hay que fortalecerse para vivir creyéndose capaz de llegar a la otra orilla.

Casi siempre viene

Malena Ferrini - julio 29, 2010

Gracias Romi, genial como siempre!

6. Romina - julio 27, 2010

(Je, la última frase estuvo de más)

7. Diegos patitas - agosto 4, 2010

El temor al dolor y la desconocido son ancestrales ,rigen desde el momento mismo de nacer ,situacion de extrema intensidad en el mayor de los dolores,directamente es luego ,,de lo mas feliz en la vida .Por eso quien se sabe un domador de flagelos ,en algun sitio vuelve a nacer luego de transcurrrido el duelo …encontrando felicidad y fortaleza cuando se pare nuevamente a uno mismo . Saludos frutillas (le debo el de 3 patas “enchufe”)

Malena Ferrini - agosto 5, 2010

Hola Diegos, cuánta verdad… no me debe nada, no se preocupe. Saludos


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: